NO ME LEAS



NO ME LEAS

Así funciona la primera ley fundamental de seducción. Yo te digo que no me leas, y aquí estás. Pero es que si voy a más y te digo que no te interesa nada de lo que te voy a contar, que esto no es para ti y que lo dejes ahora mismo seguirás atado a estas líneas hasta que las acabes. Porque si me haces caso y no lo lees, las dudas te asaltarán (¿y si al final decía algo interesante? ¿y si en realidad era para mi? ¿y si no lo era, qué les dice a los demás?
¿y por qué ha considerado que no era para mi?) y serán mucho más difíciles de soportar que el tiempo que tardarás en leerme.


Risto Mejide


24 de enero de 2010

Mi mejor texto:


3 comentarios:

Nómada dijo...

Aquel que no escribes?
Puede un silencio superar a otro silencio?

Miyita dijo...

Fijate que no, yo me fuí directo a ver quien era el que me decia que no lo lea. Abrazos más y besitos muchos

M. dijo...

No es pais para inspiraciones